Ejercicio físico y belleza tras el parto

Cuando las mujeres dan a luz a su hijo necesitan una serie de cuidados extras para ayudarles a sentirse mejor consigo misma.

Lo primero será mantener una alimentación sana después del parto para recuperar la silueta tras el embarazo. Lo mejor es un buen aporte de proteína para reparar los tejidos, lípidos para aportar energía, glúcidos para el tono muscular, fibra para favorecer un buen tránsito intestinal, minerales y oligoelementos; además, es importante consumir mucha fruta y productos lácteos para recuperar los huesos. Como vemos, una dieta equilibrada que dará a nuestro organismo el suficiente rendimiento para los esfuerzos que supone el día a día con un bebé recién nacido.

En cuestiones de belleza es necesario dedicarte tiempo para mimarte, con un cuarto de hora diario es suficiente. Aplica en el cuerpo crema hidratante y masajea en círculos por la zona abdominal y las piernas, ya que favorecerá la readaptación de tu cuerpo. Es necesario aplicar una crema especial en los pezones, para evitar la deformación en el tejido y para evitar grietas. Si te han salido manchas en la piel por exceso de pigmentación utiliza protección solar de pantalla total, con el fin de evitar su oscurecimiento.

Tras el parto, la zona del suelo pélvico debe de fortalecerse, ya que durante el embarazo y después dado a luz, los tejidos sufren agresiones y deben de volver a su lugar. Las sesiones de reeducación del perineo serán prescritas por el médico durante seis u ocho semanas después del parto. Una vez que la zona pélvica haya recuperado su tono, habrá que trabajar la zona abdominal.

08
abr 2013
POSTED BY
POSTED IN Madre biológica
DISCUSSION 0 Comments

¿Estoy totalmente segura de poder ser madre soltera?

Ser madre soltera conlleva una serie de miedos lógicos ante una decisión de tan gran envergadura. La principal duda que nos asalta es si seré capaz de cubrir las necesidades del bebé o qué decirle sobre la identidad del padre cuando vaya creciendo y sienta esta curiosidad natural.

Para ser madre no es necesario tener experiencia, sino que se va adquiriendo espontáneamente según las exigencias que el hijo vaya marcando en cuanto al embarazo, el parto, salud y educación. Pese a todo, es necesario tener cierta cantidad de información previa que en la mayoría de los casos se te facilitará en las visitas prenatales y en la preparación al parto. En este aspecto se hará mucho hincapié en cuestión de alimentación y hábitos saludables para poder tener un embarazo y un parto lo más sano posible.

En cuestiones emocionales, muchas mujeres piensan que para superar un mal momento en la vida la llegada de un hijo puede suponer el cambio en la vida, pero no es cierto, ya que la llegada de un bebé supone que la madre tenga que estar en sus plenas capacidades y pueda disfrutar de cada momento sin tener que ser la obligación del hijo ser una terapia provisional, puesto que los signos de depresión y ansiedad surgirán con mayor fuerza.

Muchas mujeres al quedarse embarazadas cambian la rutina de su día a día, como si la gestación fuese una enfermedad o una inhabilitación física. Procura huir de toda queja preconcebida y todos los mitos y obsesiones y céntrate en tu equilibrio personal de manera positiva.

Antes de someterte a cualquier tratamiento de gestación debes de despejar todas tus posibles dudas con un médico, y formula todas las preguntas que te asalten en cuanto a fertilidad, edad, salud, etc.

15
mar 2013
POSTED BY
DISCUSSION 0 Comments